DOS

(De un autor anónimo de la Facultad de Arquitectura de la U. de Chile de Valparaíso)

Sólo
buscábamos un camino, una línea divisoria
para no embelesarnos
mas
Pusiste un disco de los Beatles
                            que no me gustó nada
Para variar prendiste un cigarro
y se te heló el corazón
porque no sabias fumar.
Mejor;
lo apagué en la ventana
y tu tristeza duró cinco minutos
porque estabas ridícula
pero se te pasó después
con una de Garfunkel
                              que me gustó menos.
Te pusiste a llorar.
Y se me heló el corazón
cuando aplasté el cigarrillo contra la ventana
porque yo no sabía llorar ni de oído,